Prohibición del uso de barbacoas verano 2017

La Junta de Castilla y León publicó el 26 de junio la orden FYM/534/2017, por la que se fija la época de peligro alto de incendios forestales en la Comunidad de Castilla y León.

El período establecido ha sido el que va del 1 de julio al 30 de septiembre del 2017.

Durante ese tiempo queda prohibida la utilización de barbacoas, asadores, hornillos y cualquier otro elemento que pueda causar fuego.

Como excepción, se permitirá el uso de alguno de los elementos mencionados cuando se sitúen dentro de edificaciones cerradas por los cuatro costados, con techo y chimenea dotada de mata chispas.

Fuera de ese período se podrán utilizar las barbacoas con cerramiento de tres paredes, con chimenea y apaga chispas, construidas sobre enlosados, baldosas y similares, siempre que se cumplan las medidas de seguridad:

  • Ausencia de material inflamable en un radio de 3 metros.
  • Toma de agua con manguera cercana.
  • Disponer de herramientas apropiadas para apagar un fuego pequeño.

Quedará prohibido el uso si se da alguna de las siguientes circunstancias:

  • Temperatura ambiental superior a 30º.
  • Rachas de viento superiores a los 10 km/h (las hojas de los árboles se mueven de forma apreciable).

 

 

Comentarios en Facebook
Prohibición del uso de barbacoas verano 2017 was last modified: julio 14th, 2017 by Helena García

11 comentarios sobre “Prohibición del uso de barbacoas verano 2017

  • el 5 julio 2017 a las 3:56 pm
    Permalink

    Me gustaría saber qué va a hacer el Ayuntamiento para informar de esa prohibición a los vecinos que vienen los fines de semana a encender sus barbacoas, porque aquí se huele el carbón los sábados y los domingos y nadie parece hacer nada para evitar que pueda ocurrir una desgracia. ¿Tenemos que recordar a Portugal, a Moguer o al más cercano de Navalilla, que se repitió ayer y sigue activo? Los que vienen los fines de semana no saben nada de esa prohibición y debería ser el Ayuntamiento el que anunciase de alguna manera a los que entran en la urbanización (por ejemplo con carteles provisionales) que hay una prohibición vigente.

  • el 5 julio 2017 a las 7:36 pm
    Permalink

    Publicarlo en la WEB, como otros años. Este diario también hace una buena difusión. Los más despistados reciben la visita de la guardia civil cuando la tienen encendida.

  • el 6 julio 2017 a las 3:55 pm
    Permalink

    Usted sabe perfectamente que eso no funciona. Las personas que vienen de Madrid a pasar las vacaciones o los fines de semana ni están pendientes de lo que haya colgado en la corchera del Ayuntamiento ni leen el Diario de Marugán. Pensar que porque está publicado en una web el personal está enterado es una descarga de responsabilidad inaceptable. Hay que ir a solucionar los problemas reales, señor concejal, hasta que estén efectivamente resueltos, no contentarse con medidas cosméticas y poner posturitas.

  • el 6 julio 2017 a las 6:09 pm
    Permalink

    Estimado José Luis; En los años que llevo disfrutando de fines de semana y vacaciones de verano, a las dos de la tarde (más o menos), aparece el camión motobomba y al mínimo indicio de barbacoa, el conductor avisa y advierte, soy testigo de ello.

    El año pasado alguien tuvo la feliz idea de hacer una barbacoa a las dos de la madrugada y la Guardia Civil se presentó como invitados estrella.

    Las personas que venimos de Madrid, estamos más informados sobre la normativa (y otras cuestiones) de lo que usted se piensa.

  • el 6 julio 2017 a las 7:32 pm
    Permalink

    Yo estoy esperanzado por el aumento de vecinos que se animan a escribir en el diario. Siempre he echado de menos mayor implicación de los comuneros en los problemas de la urbanización. Funciona mucho mejor explicar y obtener la colaboración que prohibir, vigilar, perseguir, coaccionar y sancionar.

  • el 6 julio 2017 a las 11:00 pm
    Permalink

    Estimado Manuel; lo de explicar está muy bien, pero hay veces que no es suficiente y lo que es más triste, hay veces que el interlocutor no entiende otro lenguaje que el de la consecuencia inmediata…

    Hay muchas cosas que tan solo el sentido común arreglarían, pero siempre hay fuerzas “ocultas” que lo impiden.

    Hay mucha gente de la urbanización que está harta de ser manejados por unos pocos y de ser saqueados por el ayuntamiento.

    Un saludo.

  • el 7 julio 2017 a las 11:49 am
    Permalink

    Estimado Ángel María. Le honra a usted el estar informado de las normas y el prestarles atención, tanto porque es lo cívico, como porque es de sentido común, pero eso no implica de ninguna manera que todos los que vienen de Madrid lo estén, o que les interese estarlo. Si lleva tiempo viniendo aquí a pasar temporadas, estoy seguro de que habrá oído no una ni dos, sino más historias sobre barbacoas dementes que se han ido de las manos.
    Por otro lado, permítame que esté más concernido personalmente en este asunto, dado que yo vivo aquí todo el año. Si algún irresponsable causa un incendio en el pinar, no se me quema la casa de fin de semana, sino que se me quema mi casa, la única que tengo, con todas mis cosas dentro. Eso por no hablar de los posibles daños a las personas.
    Ya entiendo que hay muchas personas, residentes permanentes o no, que sí que conocen el peligro y las normas, y están dispuestos a comportarse civilizadamente, pero lo que me dice la experiencia (no es que me lo hayan contado) es que los fines de semana se huele el carbón de las barbacoas aunque sea julio y haga viento, y aunque la autobomba patrulla, la urbanización tiene 42 kilómetros de calles y no puede estar en todas partes; y en cuanto a la Guardia Civil, demasiado hacen para los medios de que disponen. Me consta que no hace mucho tenían dos patrullas simultáneas para 22 pueblos. Ya me dirá usted.
    No, no creo que sea suficiente lo que se hace desde el ayuntamiento, porque esa información debería ser repetida hasta que todos los vecinos tuvieran siquiera la oportunidad de hacerla propia, y se evitaría así lo que dice el Sr. López Huerta de que haya que emplear la represión. Naturalmente que es mucho mejor la educación, pero hay que hacerla, y colgar una circular en una corchera o publicar un bando en una web definitivamente no son medios que sirvan para hacer conscientes a todos los vecinos de lo que está en juego.

  • el 7 julio 2017 a las 9:45 pm
    Permalink

    Buenas noches;

    José Luis, lleva usted razón cuando teme por su vivienda habitual y no una segunda vivienda, es perfectamente comprensible y me sumo a su temor, es más… seguro que tendría más miedo que usted.

    La estupidez humana no tiene límites y luchar contra ella es como nadar contra corriente, solo nos queda luchar con las pocas armas que tenemos, denunciar a la Guardia Civil, rezar al altísimo y reprender nosotros mismos (aunque nos cueste un disgusto).

    Desde el día que compré la parcela comprendí que NO se puede NI se debe hacer barbacoa en casi todo el año (y eso que tengo una magnífica). Lo que para unos es sentido común para otros es… pues eso…

    Un saludo para usted y para el señor López-Huerta.

  • el 8 julio 2017 a las 11:08 am
    Permalink

    Muchas gracias por el saludo, al que correspondo con otro igual de afectuoso.

    Cuando cometimos el error (evidente “a toro pasado”) de votar la elección en el pleno del actual alcalde, teníamos pactado con él explorar una medida que hubiera sido, en mi opinión, efectiva para conciliar los derechos con las preocupaciones de los propietarios de la urbanización. En resumen, se trataba de solicitar voluntariamente, a cambio de una pequeña tasa para el ayuntamiento, la revisión de la barbacoa individual por parte de la técnico municipal y la concesión, una vez reformada para cumplir con las normativas, de una especie de permiso para poder usarlas en las épocas de restricciones. Una especie de certificado de cumplimiento con la normativa, porque a fecha de hoy, por ejemplo, yo no sé si la mia cumple o no.

    Para conciliar en parte estos derechos, y para fomentar la convivencia entre los propietarios que lo deseen, la EU de la IV Fase proyectó la construcción de su centro social, ya realidad, del que sabemos que cumple con todas las normativas municipales.

    Un saludo para todos los que os animais a opinar.

  • el 10 julio 2017 a las 6:47 am
    Permalink

    Gracias, Ángel María. Es una pena que no todos los vecinos tengan la conciencia del peligro que usted tiene, pero como usted dice en todo colectivo humano siempre hay individuos que no tienen consideración hacia los que les rodean. Son una minoría, pero el daño que pueden causar no es tan pequeño. Desgraciadamente te ponen en la tesitura de tener que llama a la Guardia Civil, que es la solución peor para todas las partes, pero el único camino que te dejan.
    Un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *